Federalaldia
Un paso adelante en el tiempo

ROSSI:“LA SITUACIÓN EN LOS BARRIOS ES EXTREMA”

143

La falta de empleo, la inflación y el repliegue del Estado generan que en los barrios de la Argentina “la situación sea extrema”, contó el secretario provincial de la Confederación de Trabajadores de la Economía Popular (Ctep), Mauro Rossi, quien detalló que “el hambre está provocando la muerte de muchísimas personas y, de alguna forma, las organizaciones sociales somos las que estamos conteniendo esto con diferentes actores”.

Las medidas del gobierno de Mauricio Macri duelen. La pérdida del poder adquisitivo de los trabajadores que aún preservan sus fuentes de empleo queda opacada al caminar en los sórdidos barrios donde la ausencia de trabajo golpea duramente a familias que deben concurrir a merenderos, comedores y ollas populares para poder sobrevivir.

“La situación es extrema”, afirmó Rossi, quien sustentó el duro diagnóstico con datos oficiales: “A fines de 2018, según las estadísticas de Naciones Unidas (ONU), en el país había más de 14 millones de pobres, lo que afecta directamente a los barrios”.

En ese sentido contó que “hoy no sólo los merenderos oficiales están siendo superpoblados, sino que la red que desarrollaron las organizaciones sociales, para contener durante toda la semana y asistir ante la gran falta de comida que hay, están saturados”. En Entre Ríos sólo la Ctep tiene 40 comedores y merenderos y asiste a 55 bocas de alimentos de Caritas e iglesias evangélicas.

“Hay familias que comen una vez al día. Hay chicos que más allá de percibir una merienda en la escuela también por la noche buscan las ollas populares que desarrollamos y eso es muy fuerte, ya que sus papás realmente están atravesados no sólo por la situación de hambre sino, también, la falta de trabajo y la ausencia del Estado”, narró.

En ese marco, apuntó que la falta de empleo y alimento “no solo se ve en los barrios sino que, también, ya se observa en el micro centro de las ciudades”, en las que hay gente durmiendo en las calles y revolviendo contenedores para poder comer algo.

“La desnutrición se ve diariamente y el hambre está provocando la muerte de muchísimas personas y, de alguna forma, somos las organizaciones sociales las que estamos conteniendo, articuladamente con otras instituciones, esta situación ante la falta de asistencia del Estado”, precisó el referente de la Ctep.

El hambre “es un homicidio directo”, aseguró, por lo que desde las organizaciones sociales se propone prorrogar hasta diciembre de 2022 la Ley de Emergencia Alimentaria, que implicaría que desde enero de 2020 haya un aumento del 50 por ciento en las partidas alimentarias y recursos en general que tengan que ver con alimentos y nutrición, actualizado trimestralmente ante los índices de inflación.

Además, contó que la emergencia alimentaria “hoy propone, también, la posibilidad de generar espacios para poder volver a hacer el cultivo de vegetales y alimentos que provee el campo, que permitiría recuperar una autonomía que nos fue quitada con el vaciamiento del Instituto Nacional de Tecnología Agropecuaria (Inta) y el cierre de programas que tenían que ver con el propio cultivo.

La esperanza está en octubre

Este modelo político y económico que implementó el gobierno de Mauricio Macri “claramente lo único que generó es falta de empleo y, consecuentemente, mayor pobreza y hambre”, afirmó el dirigente social, quien consideró que el cambio llegará con las elecciones: “Claramente este modelo económico está agotado ya que los candidatos a presidentes y gobernadores plantean una economía más popular, donde se inyectará dinero en los territorios y no así pensado exclusivamente para los sectores concentrados de la economía”.

Sin embargo, consideró que le próximo gobierno tendrá una etapa que será “dolorosa pero habrá una diferencia importante que estamos esperando ansiosos esa economía que deberá realizar una fuerte inyección de recursos a lo popular, más allá de recuperar la industria y el comercio nacional”. (aim)

A %d blogueros les gusta esto: