Federalaldia
Un paso adelante en el tiempo

DESMORONAMIENTOS: LA DRAMÁTICA SITUACIÓN DE FAMILIAS DE DIAMANTE QUE DEBEN DEJAR SUS HOGARES

746

“Sabíamos que esto estaba sucediendo, pero no que iba a pasar a mayores”, confesó un vecino a Elonce TV. “Esto se podía prever. Pasó lo mismo hace 40 años”, se quejó otra. La respuesta del Comité de Crisis.

Jonathan es un vecino de Diamante y padre de tres niños, fue uno de los que decidió desalojar su vivienda. Es que sólo tres familias optaron por dejar sus hogares ante los desmoronamientos que se registran en la zona donde se encuentra el Centro San Roque y el Cristo Pescador, distante a unas siete cuadras del casco histórico de la ciudad.

“Desalojamos por los chicos, porque sabíamos que esto estaba sucediendo, pero no que iba a pasar a mayores”, confesó el hombre a Elonce TV.

“No somos propietarios porque ésta siempre fue zona de emergencia”, reconoció, al tiempo que lamentó: “Uno invirtió en su casa para tener un techo, y que pase esto…”

“Es terrible que tengan que dejar sus hogares, pero este es un fenómeno natural”, aclaró Oscar Unrein, vocero del Comando de Crisis de Diamante.

“Desde el Municipio y Defensa Civil velamos por el cuidado y la integridad de todas las vidas, sobre todo de los menores. Se notificó a los vecinos para que desalojen voluntariamente sus casas, dándoles las garantías para el cuidado de las propiedades, tanto desde la comuna como por parte de la Policía, para evitar que sean dañados porque el derrumbe, según los técnicos, es inminente”, argumentó el funcionario municipal.

De acuerdo a lo que explicó, los vecinos fueron notificaron con personal de Desarrollo Social junto con la Dirección Departamental de Escuelas, y se les explicó que ciertos establecimientos educativos fueron acondicionados y los están esperando para alojarlos.

“Instamos a que voluntariamente dejen sus casas, y en el caso de que no, si son mayores, la decisión corre por su propia responsabilidad, lo que intentamos es la evacuación total de los menores de edad”, insistió Unrein, al tiempo que reveló que de 46 niños que había en el barrio, a la fecha quedaban 16 junto a sus familias.

“Hace 40 años pasó lo mismo, sacaron a los vecinos y les hicieron casa pero por qué no hicieron una prevención para que no vuelva a pasar lo mismo”, apuntó una vecina de Diamante cuya casa natal está ubicada en la zona de los desmoronamientos.

“En 40 años no tuvieron tiempo de hacer prevención”, se preguntó.

“Esta es una casa en la que nos criamos con mis padres y se la dejamos a la hermana María Ángela para que tenga su oratorio. Me duele en el alma que se caiga mi casa”, lamentó la mujer.

“No se hicieron las cosas cuando se tenían que hacer”, se quejó.

Por su parte, otro hombre comentó que su cuñado está “a 20 metros de la barranca”. “Les dan casas a gente que no necesita, que la alquila y la vende”, denunció.

En respuesta, el vocero del Comando de Crisis de Diamante aseguró que “el problema de la barranca existe desde que existe Diamante”.

“Históricamente, la barranca se fue cayendo y la costa se fue achicando. Este desastre fue un proceso. El derrumbe de la barranca no se puede evitar, lo que se hace es sacar a las personas para resguardar su integridad física”, aclaró al respecto.

De acuerdo a lo que detalló Unrein, “se arbitraron todos los medios para salir al cruce de tamaño magnitud que tiene este desastre”.

“Si después no pueden volver a sus residencias, el Estado saldrá al cruce con soluciones habitacionales porque es obligación del Estado”, prometió. (Elonce)

A %d blogueros les gusta esto: