Federalaldia
Un paso adelante en el tiempo

DIPUTADOS: EL OFICIALISMO LE GANÓ LA PULSEADA A JXC Y APROBÓ CON CAMBIOS BIENES PERSONALES

El proyecto deberá retornar ahora al Senado que podría sesionar el próximo 29 de diciembre. Juntos por el Cambio, que no logró reunir el quórum por su cuenta, pretendía votar sin cambios el proyecto de la Cámara alta, oponiéndose a la alícuota que grava los bienes en el exterior.

El oficialismo en la Cámara de Diputado logró esta tarde aprobar con cambios, en una ajustada votación de 127 a 126, la modificación del artículo 24 de la Ley de Impuesto a los Bienes Personales que sube el mínimo no imponible y que ya contaba con media sanción del Senado, pese al rechazo de Juntos por el Cambio y otros bloques opositores. Las modificaciones introducen una clausula que mantiene la alícuota de 2,25% sobre los bienes en el exterior.

La iniciativa fue acompañada por la izquierda y por el interbloque Provincias Unidas. En tanto, votaron en contra Juntos por el Cambio, el interbloque Federal y los cuatro diputados liberales. En Juntos por el Cambio hubo tres ausentes.

Tras la votación en general, el titular de la Cámara Sergio Massa solicitó la autorización para agregar al articulado la autorización para que el Poder Ejecutivo pueda actualizar durante el año fiscal 2022 la alícuota del Impuesto a las Ganancias.

El proyecto debe ahora retornar a la Cámara de Senadores que podrá ratificar los cambios o insistir en la iniciativa votada el pasado 28 de octubre.

La sesión especial había sido pedida por la oposición el jueves pasado durante el debate del Presupuesto 2022. Sin embargo, esta tarde reunieron solo 125 legisladores, con lo cual le faltaban cuatro diputados para completar el quórum reglamentario de 129 y poder dar comienzo a la sesión. Luego que el titular del bloque del PRO, Cristian Ritondo, solicitara una prórroga del tiempo reglamentario, el presidente de la Cámara, Sergio Massa, anunció que los representantes del Frente de Todos iban a ingresar para habilitar la sesión.

La estrategia del oficialismo fue dejar en evidencia que Juntos por el Cambio no tiene capacidad para conseguir quórum por sí mismo, y que requiere necesariamente de la ayuda del oficialismo y del resto de la oposición para tratar temas de su interés.

Al abrir el debate como miembro informante por el oficialismo, el diputado y titular de la Comisión de Presupuesto y Hacienda, Carlos Heller, explicó los cambios introducidos al proyecto. “Estamos tratando un proyecto por el que se plantea elevar el piso desde el cual las y los ciudadanos de este país pagan el impuesto a los bienes personales. Responsablemente, vinimos a introducirle algunos cambios sobre el tema fiscal”, indicó.

En este sentido, puntualizó que las modificaciones incluyen una clausula que mantiene la alícuota de 2,25% sobre los bienes en el exterior. «No estamos aumentando sino incorporándolo porque al caerse el Presupuesto eso quedaba descubierto para reparar una situación que sería la generada por no aprobarse el presupuesto 2022. Incluyendo también beneficios de repatriación», explicó Heller.

En líneas generales, el proyecto plantea elevar de dos a seis millones de pesos el tope del mínimo no imponible para Bienes Personales, pero además propone llevar la alícuota máxima -que en la actualidad es del 1,25% para patrimonios mayores a los 18 millones de pesos- al 1,5% para los que superen los 100 millones de pesos. En tanto, de 300 millones en adelante será de 1,75%. Para excedentes entre los 0 y los 18 millones las alícuotas no tienen cambios.

En su discurso, Heller destacó que «el promedio está por debajo de los países de la OCDE, es decir, los países desarrollados y esa otra falacia de los que no quieren pagar», al defender el esquema tributario nacional. Además señaló: «Queremos que la gente que tiene su dinero depositado en el exterior tribute más que la gente que tiene el dinero depositado en el país».

Un eje saliente del proyecto es la incorporación de un mecanismo de actualización anual y automática según el Índice de Precios al Consumidor Nivel General (IPC) del mínimo no Imponible para el conjunto de los bienes (no para el mínimo especial para casa habitación) y para los tramos de la escala de alícuotas. Este instrumento evitará que en adelante haya que aplicar nuevas actualizaciones por decreto o ley.

«Creemos que es un proyecto virtuoso que merece la aprobación de esta cámara», señaló Heller y comunicó que tiene el compromiso del Senado de tratar el proyecto el 29 de diciembre.

Por su parte, el vicepresidente de la comisión, el legislador del PRO, Luciano Laspina, explicó que Juntos por el Cambio rechazará los cambios. «Nosotros vamos a insistir con la media sanción que viene del Senado. Tenemos un compromiso muy claro de no aumentar impuestos, por lo tanto no podemos acompañar el dictamen de la mayoría», expresó.

“Esta sesión fue pensada para aliviar la carga tributaria sobre el sector privado, no para inventar nuevas alícuotas e impuestos. Hemos dado quorum para tratar una baja de impuestos, no una nueva suba de impuestos que ya discutimos», cerró.

El diputado de Evolución Radical, Alejandro Cacace, adhirió a la postura de Laspina y agregó: «Nosotros al aumento de impuestos le decimos no».

En tanto, la legisladora de la Coalición Cívica, Paula Oliveto, señaló: “Estamos votando un proyecto que viene con media sanción del Senado, bajando y adaptando alícuotas, no estamos subiendo impuestos, ni creando nuevos ”. «El proyecto 2022 se rechazó del primer artículo al último, así que si quieren agregar alícuotas van a tener que esperar a marzo». Se refirió así a la nueva alícuota a los bienes al exterior.

En un encendido discurso, el titular de la Coalición Cívica, Juan Manuel López, instó a la izquierda a no acompañar el proyecto del oficialismo. «Yo sé que se vana a ver tentados por el impuesto a los bienes al exterior, pero ¿ustedes creen que la vicepresidenta Cristina Fernández de Kirchner va a citar la semana que viene a sesión? Yo no, voten pensando en sus votantes».

“Esto es un nuevo impuesto a la riqueza. Denle a la clase media trabajadora una solución antes de fin de año; es agobiante la carga de los que pagan bienes personales», agregó.

Acto seguido, la diputada de izquierda, Myriam Bregman, expresó: “Estamos asistiendo a un debate de un lado y del otro que lo único que se ve es que están tratando de juntar los dólares para el FMI. Por eso, les decimos a quienes nos dan consejos en cómo tiene que votar la izquierda que nosotros sabemos cómo votar. Laspina insiste en no subir los impuestos a los ricos, pero los pagan los pobres”.

“Aunque este proyecto tiene muchos errores lo vamos acompañar”, dijo la legisladora del PO, Romina del Plá. “Entendemos que hay que aliviar en forma inmediata a 450.000 trabajadores que dejarán de ser alcanzados por este impuesto, por la inflación», explicó y le respondió también a López: «No se preocupe el diputado que estaba preocupado. El Frente de izquierda vota por presupuestos definidos y no se deja influenciar por un lado u otro de la grieta”.

El legislador Agustin Domingo del interbloque Provincias Unidas anticipó también en su intervención el respaldo a la iniciativa modificada del oficialismo. “Creemos que el proyecto (que vino del Senado) se queda a mitad del camino. La propuesta del oficialismo lo corrige al establecer no sólo la actualización automática para el mínimo no imponible, sino también para las escalas”, explicó.

Con su clásico nivel enfático, el diputado de La Libertad Avanza, Javier Milei, criticó que se «aumente el impuesto a 16.000 personas» Eso es una tiranía. Implica un trato desigual ante la ley. Les cuento algo, existe la reducción del gasto público, dejen de subir impuestos».

Como dato de color, la votación tuvo que realizarse dos veces por un error técnico en la pantalla. La primera salió 127 a favor y 12,6 en contra y la segunda 128 a favor y 125, en contra, aunque segundos después el diputado de Juntos por el Cambio, Gerardo Millman, rectificó su voto: había votado a favor en lugar de en contra.

Qué decía el proyecto que llegó del Senado

El pasado 28 de octubre, la Cámara alta aprobó por unanimidad el proyecto del senador oficialista por Córdoba Carlos Caserio que buscaba elevar el mínimo no imponible al impuesto a los Bienes Personales ante la suba inflacionaria.

El proyecto, con media sanción, exime del alcance del gravamen a los contribuyentes cuyos bienes, en su conjunto, resulten en un valor igual o inferior a seis millones de pesos ya que hoy, ese límite está puesto en los dos millones de pesos.

De tratarse de inmuebles destinados a casa-habitación del contribuyente, no estarán alcanzados por el impuesto cuando su valor determinado resulte igual o inferior a 30 millones de pesos, cuando en la actualidad ese número está en 18 millones de pesos. Además, los valores del nuevo límite se actualizarán automáticamente en diciembre de cada año. (ambito.com)

¿Votaría a Javier Milei para Presidente?

Ver resultados

Cargando ... Cargando ...