Federalaldia
Un paso adelante en el tiempo

«LA CONVOCATORIA A MASSA TIENE QUE SER INMINENTE»

59

A horas de su histórico triunfo, el gobernador sanjuanino se mostró confiado en lograr la unidad con el Frente Renovador: «hay que tener esperanza».

El festejo de su histórico triunfo en la provincia de San Juan le duró muy poco. A diferencia del cordobés Juan Schiaretti -el otro gran cacique justicialista que fue reelecto por amplia mayoría-, Sergio Uñac está lejos de pensar tomarse vacaciones. Ni bien se conocieron los primeros resultados oficiales que mostraban una tendencia indeclinable a su favor, el gobernador se puso a trabajar para sumar a Sergio Massa al armado del PJ y así evitar una nueva división opositora que beneficie al presidente Macri.
Al día siguiente de su victoria, con una agenda cargada de reuniones y un teléfono que no paraba de sonar para felicitarlo, el sanjuanino recibió a LPO en su despacho oficial en la Casa de Gobierno, donde asumió la responsabilidad de esta nueva tarea que le toca y se mostró optimista en cerrar un acuerdo antes del 12 de junio.

Todo el país ha mirado la elección de San Juan porque usted es uno de los pocos dirigentes peronistas que fue ratificado por la voluntad popular y que además tiene un buen diálogo con todos los sectores. Bajo esta responsabilidad, ¿cómo siguen sus próximos días antes del cierre de listas?

Estoy sumamente contento del resultado de la provincia de San Juan, pero principalmente de la conformación del esquema político que logramos. Fue un frente amplio, plural, que contuvo desde el Partido Justicialista hasta el bloquismo y otros partidos, movimientos sociales y sindicatos. Eso ha sido un «modelito» que ha logrado construir este 55%. La idea ahora es conversar con todos los sectores, pero no yo como protagonista de la unidad. Aunque tampoco puedo cerrarme a que pasaron mis elecciones y tomarme vacaciones. Nos cabe una responsabilidad, soy presidente del PJ de mi provincia y tengo la responsabilidad de articular algún concepto de unidad. De aquí al 12 de junio pueden pasar muchas cosas. Con mucha humildad y si sirve, voy a tratar de articular con algunos sectores con los cuales tengo diálogo que confluyen en la política argentina.

Está claro que el rol institucional es de Gioja, pero la realidad indica que usted tiene una mayor llegada hacia estos sectores que menciona, cosa que quedó reflejada en la felicitación que le propinó Sergio Massa. ¿Se va a juntar con él esta semana?

Todavía no he tenido conversaciones con él esta mañana. No he quedado en nada en concreto, pero recién es el primer día, en lo sucesivo seguramente puedan haber distintos contactos y conversaciones, que además es inminente porque no faltan muchos días.

Usted mencionó a Urtubey, Schiaretti y Pichetto, pero las miradas están puestas en Massa porque es la alternativa mas potable. ¿Lo imagina adentro de este frente?

En política nada es fácil, minimizar una situación en la que hay que poner de acuerdo a distintos sectores cada uno con sus intereses -bien entendido este concepto-, no es fácil. Yo podría hacer algo, pero obviamente que el gran desafío es de quienes están al frente de la conducción del Partido Justicialista Nacional y quienes ya se han expresado como fórmula. No lo veo difícil, no lo veo imposible, pero tampoco sencillo. Hay que dedicarle tiempo, espacio y la convocatoria tiene que ser inminente.

Teniendo en cuenta la dificultad histórica del peronismo con las internas. ¿La unidad sería ordenándose bajo esta fórmula o podría haber una PASO?

Aquí hemos ganado en 16 de los 19 municipios y en varios de ellos hemos tenido internas. Yo no creo que sea una gran complicación si hay acuerdos previos. Siempre pensando que quién salga segundo o tercero tiene que asumir el compromiso de acompañar. Nosotros eso lo hemos cumplido en la provincia, entonces por qué no se puede cumplir eso a nivel nacional.

¿A Massa en qué rol lo ve?

No lo sé, yo he estado muy inmiscuido en la elección provincial y he perdido el hilo de las negociaciones. Seguramente esta semana me ponga más al tanto.

¿Los que no estén en esta unidad serían funcionales a Macri?

No, es muy fuerte ese concepto. Si partimos de ese análisis en vez de trabajar por la unidad, estaríamos trabajando por la división.

¿Cristina lo llamó?

No, solamente tuve comunicación con Alberto y por poco tiempo. El teléfono está demasiado complejo en estas circunstancias.

¿A los peronistas les diría que tengan esperanzas de que se va a terminar logrando la unidad?

Yo creo que sí. El gobierno nacional tiene la responsabilidad de gobernar el país cosa que no le ha resultado fácil a la luz de los resultados. Pero la sociedad nos colocó como oposición y tenemos que tomar eso con mucha responsabilidad, proponer una alternativa y construir un modelo que aglutine a la mayor cantidad de dirigentes, que tenga el mayor contenido ideológico y que piense que es posible otro camino en el país porque en definitiva los argentinos nos merecemos otro destino. (LPO)

A %d blogueros les gusta esto: